27 ene. 2013

La vida en Cochabamba (Bolivia) Parte 1

Después de estos meses de mochila y camping, se agradece parar un tiempo y tener un techo sobre la cabeza (más aún porque es estación de lluvias...)

Cochabamba es la tercera ciudad más grande del país, pero no parece peligrosa (por el momento no nos han tiroteado ni secuestrado ni robado ningún riñón). Hasta ahora hemos visitado el Cristo de la Concordia (que es un metro más alto que el de Río de Janeiro pero mucho menos famoso) con Ivan y Ely, y el Mercado de la Cancha, un laberinto de puestos donde se pueden encontrar desde remolachas a trajes de novia.

El voluntariado lo estamos haciendo con la ONG Mano a Mano, que se dedica a temas de educación y sanidad, lo que incluye contruir y equipar centros de salud y escuelas en lugares remotos, y mejorar las comunicaciones por carretera y aire.

Yo estoy trabajando en un centro de salud en las afueras viendo montones de embarazadas y niños (que son los únicos que tienen sanidad gratuita en el país). La atención a adultos es casi siempre frustrante porque cualquier prueba es demasiado cara y la mayoría de tumores para el paciente son un "mal de ojo" y prefieren ir al curandero del barrio.

Thomas trabaja en la carpintería metálica, lijando y pintando vigas para un nuevo edificio y en el hangar con las avionetas de suministros, revisando y reparándolas en plan McGyver, con lo que tiene a mano.

Resumen de Cochabamba (Parte 1)
Lo mejor: sentirnos un poquito útiles, tener un apartamento con cocina, la gente que nos encontramos
Lo peor: madrugar, la lluvia que no nos deja aprovechar la piscina
Momento surrealista: en el mercado comprando patatas
María: Quería papas
La vendedora: ¿Cuánto? ¿Un cuartillo?
María: ¿Cuántos kilos son un cuartillo?
La vendedora me mira con cara de póker: Pues un cuarto de arroba
María mira a Thomas que está igual de perdido que ella y dice: Vale, póngame un cuartillo
Y así aprendimos que un cuartillo son tres kilos
Vocabulario aprendido: chancho = cerdo, mixtura = confetti

-----------------------------------------------------------------------------------------------------

Après ces quelques mois de voyage sac-à-dos et camping, on apprécie se poser un peu et avoir un toit au-dessus de la tête (surtout en cette saison des pluies...)

Cochabamba est la troisième ville du pays, mais elle ne semble pas si dangereuse (jusqu'à maintenant aucun vol à l'arrachée, ni coup de feu, ni enlèvement ...). On a visité le Christ de la Concorde (qui est un mètre plus grand que celui de Rio de Janeiro, mais beaucoup moins célèbre) avec Ivan y Ely, et le marché de la Cancha, un énorme labyrinthe d'étals vendant de la betterave aux robes de mariées, en passant par les pâtes, les ustensiles de cuisine, les couches-culottes, les machines à laver et ordinateurs dernier cri.

On travaille pour l'ONG Mano a Mano Bolivia, qui se dédie à la construction et à l'équipement de centres de santé et d'écoles dans les endroits reculés, et à l'amélioration des communications par route et par air

María travaille dans un centre de santé dans la banlieue, et voit énormément d'enfants et de femmes enceintes (les seuls qui bénéficient du système de santé gratuit). Soigner les adultes est assez frustrant parce que chaque analyse complémentaire est trop chère et que pour beaucoup une tumeur n'est qu'un mauvais oeil jeté par une personne malveillante et pour cela mieux vaut aller voir le guérisseur du quartier.

Moi j'alterne entre l'atelier de pièces métaliques, où je ponce et peins les poutres d'un futur bâtiment, et le hangar de l'aéroport, où je révise et répare les petits avions de l'association, en mode MacGyver, avec ce qu'il y a sous la main...

Résumé de Cochabamba (1ère partie)
Les plus : travailler en pensant qu'on est un petit peu utile, avoir un appartement où dormir et cuisiner, les rencontres avec les gens de Cochabamba
Les moins : le réveil à 6h45, la pluie qui nous empêche de profiter de la piscine de notre appart
Moment surréaliste : au marché pour acheter des pommes de terre
María : "Je voudrais des pommes de terres
Vendeuse : "Combien ? Un "cuartillo" ?"
María : "Ça fait combien de kilos un cuartillo ?"
Vendeuse : "bah un quart de "arroba", pardis !
María et moi nous regardons, tous les deux aussi perdus l'un que l'autre. "Allons-y pour un cuartillo...
On a alors appris que l'arroba c'était 12kg et le cuartillo 3kg...

Cochabamba I (Bolivia)

11 comentarios:

  1. C'est dommage qu'on n'ait pas eu le temps de vous rendre visite, ca a l'air super interessant! Maria peut elle raconter un peu ses consult au prochain billet??
    Gros bisous à vous deux
    Adélie et Claire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Je travaille dans deux centres de santé construits par l'ONG. En Bolivie la assistance sanitaire est gratuit pour les enfants (jusqu'a 5 ans) et les femmes enceintes. De plus, le gouvernement paie les families qui vaccinent ses enfants. C'est pourquoi ils sont les patients les plus fréquents. Mais en plus des bébés avec diarrhée ou rhume j'ai aussi vu des eccemas, de la gale, des tumeurs et des reactions cutanées sécondaires au traitement du chagas. J'ai une consultation de dermatologie deux fois par semaine (30 patients jeudi, le premier jour!) Ici les dermatologues sont rares et très cher et les gens ne peux pas se permettre ce luxe.

      Eliminar
    2. Ca a l'air super intéressant! Pas trop surchargée de travail j'espère!
      bon courage en tout cas!

      Eliminar
  2. Ya iba siendo hora de trabajar un poquito, que no todo son paisajes maravillosos y bocadillos de atun.
    Maria , los bolivianos como dicen ,PAPAS, como los motrileños o los de Orgiva, con la boca abierta,o PATATAS,como los urbanitas refinados.
    Cuando dices un cuartillo, mentalmente me e ido a una jarra de un cuarto que poniamos en el bar, con vino.
    Lo que no me deja de asombrar es el colorido de los autobuses.Sería conveniente realizar un estudio sobre que porcentaje de mejoria existe entre los pacientes que acuden al curandero locar y por cierto que opinan los médicos bolivianos sobre los curanderos.
    No os entretengo más , que mañana tenéis que levantaros temprano y como no estáis acostumbrados, temdreis sueño.Que descanseis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los bolivianos dicen papas, en cambio cuando les hacen una foto dicen "cheeeese" (pronúnciese chiiiiis) en plan americano. Como unidades de medida raras además del cuartillo tienen el maple, que son 5 huevos.
      Lo más asombroso de los autobuses no es el colorido, sino cómo adelantan (por la izquierda, por la derecha, en los puentes..) lo que hace que cada viaje al trabajo esté lleno de emoción...

      Eliminar
  3. Habéis tenido que viajar a Cochabamba para aprender que @ significa algo más que "en". La "cuartilla" equivale en ciertos sitios a 4 litros y no era infrecuente que un trabajador -en esos lugares que podéis imaginar- normalmente consumía media cuartilla de vino. Es decir dos litros diarios.
    Ahora que estáis "asentados" y que dais una tregua al nomadeo, pedir lo que queráis. Mañana enviaré lo acordado. Un abrazo de MAyPA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquí vino no consumen mucho, pero zumos y refrescos azucarados un montón (y yo creo que a la larga son más perjudiciales que el vino) Cada vez que pido agua me miran raro...

      Eliminar
  4. Thomas, aguanta un poco que te mandamos los 17 primeros 350 para que les pases un repaso, jajajajjjaja.

    Os tengo abandonadillos pero no doy a basto con mi vida!!!! vale si, soy un perraco.

    Por aqui, Massi se vuelve a Italia, que le han quitado los vuelos y el pobre si no no ve a la familia y ha decidido volverse. Por lo demas a Piiiit le operaron haciendole 4 bujeros, asi que cada vez que se tome un gintonic se le saldrá por los agujeros. Juanfran de reciente cumple, no se nada asi que supongo que la liaria gorda. Y a Pakerboy le tengo abandonadisimo al pobre (si lees esto, tengo pendiente llamarte)

    Yo con Elisa muy bien y poca cosa mas, bueno mi hermana se va de singapur a Japon a vivir, asi que me parece que no me da tgiempo a conocer singapur, vaya mierda!!!!

    bueno caballero y señorita. Un abrazo muy fuerte. Piiiit os manda recuerdos pero como siempre le da verguenza escribir en publico (no tienes webos a responder!!!!) y poco mas!

    Muchos abrazos y besos a los dos, se os echa mucho de menos, y afeitate Thomas que vas a acabar como panoramix.

    PS: El edificio de enfrente está casi acabado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me podéis mandar los 17 A350, te los arreglo en un momento, con mi taladro para parar las grietas, mi dobladora de chapas de aluminio, mi soldador y mi lima, te soluciono todo! Pero no me pidas documentación, que no hay tiempo para esto jeje
      En cuanto a la barba, la corté hace un mes para ser más presentable para el trabajo, pero ahora creo que la voy a dejar vivir su vida hasta que vuelva a Madrid, a ver si me reconocéis!

      Eliminar
  5. Rafa von Deutschland5/3/13 20:47

    Maria te fuiste con un tio guapo y traes un sabio de barba larga si es que no hay forma de meterte en verea. Aunque pensandolo bien, se parece a thomas, es el joder, pero mas feliz y enamorado, esconde tras las barbas una sonrisa impresionante.
    He visto las fotos, que chulas.
    La verdad que una doctora y un ingeniero aeronautico dan mucho de si, creo que los paises que habeis visitado tienen ahora mejor asistencia sanitaria y aparatos mas fiables.
    Bueno chicos, seguid disfrutando que de eso se trata... otros cuentan titulos y dinero y ni papa de conocerse a si mismo y a los demas. Un beso a los dos, no me he vuelto gay pero hay tios que se merecen un beso. Hasta pronto amigos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que hasta que se afeitó hace una semana parecía un profeta del antiguo testamento. Hasta un guí le preguntó si era amish...

      Le daré el beso de tu parte a Thomas (sin lengua).

      Muchos besos y cuídate!

      Eliminar

Comentario / Commentaire